Cables de internet enchufados y desenchufados a servidores

La invasión rusa en Ucrania y sus repercusiones en internet

Por: Tamara Zylbersztejn

Compartir:

El conflicto bélico también se traslada a la Red: pedidos de desconectar a Rusia de internet, decisiones tomadas por las principales plataformas de contenidos en relación a cómo califican a cuentas personales de profesionales de prensa , ataques a sitios oficiales de gobierno, la difusión constante de información falsa y bloqueos para descargas aplicaciones.

La tensión en el territorio ucraniano crece a medida que pasan los días y con ello surgen diversas estrategias para disputar el escenario digital. Según la información publicada por la revista Rolling Stone funcionarios ucranianos pidieron a ICANN (Corporación de Internet para la Asignación de Nombres y Números en internet), la organización que tiene como misión coordinar los nombres de dominio de todo el mundo, que desconecte los sitios rusos de la red informática global. De concretarse esta acción sería equivalente a desenchufar a Rusia de internet.

Es válido aclarar, brevemente, algunas cuestiones básicas del funcionamiento de los nombres de dominio. Sabemos que cada dispositivo que se conecta a la gran Red de redes, necesita de un conjunto de números únicos que lo identifique en internet. Para facilitar la tarea de conexión de cada persona, ya que resulta complejo recordar esa combinación de números, existe un sistema que permite asociar cada conjunto numérico que identifica a los dispositivos conectados a internet con un nombre que sea más fácil de identificar. Este sistema se denomina: Sistema de Nombres de Dominio o DNS por su sigla en inglés. Dentro de este sistema, encontramos varias categorías, una de ellas son los “ccTLDs” o Dominios de Nivel Superior de Código de País, la más alta categoría de dominio. En el caso de Argentina es .ar mientras que en el caso de Rusia el .ru .

En base a esto, una medida de esta magnitud tiene entre sus principales consecuencias no solo que no se podría acceder desde fuera de Rusia a ninguna página de internet ni a correos electrónicos procedentes de ese país sino que también traería enormes dificultades para la población civil ya que para conectarse a la Red dependerían de las maneras en que estén configurados sus servidores locales. Sin embargo esta decisión no afectaría a los sitios de gobierno ni a los militares ya que desde hace tiempo vienen realizando ejercicios y pruebas de seguridad para estar preparados ante una situación de este calibre. Bill Woodcock, director ejecutivo de Packet Clearing House, una organización sin fines de lucro que brinda soporte y seguridad, en su cuenta de Twitter afirmó:

“A corto plazo, este es un mal plan porque dejaría al ciudadano ruso fuera de las noticias y perspectivas internacionales, dejándolo solo con lo que el gobierno ruso decide decirles. A largo plazo, esto sentaría el precedente de que ICANN estarían actuando como árbitro en conflictos internacionales y jugando con la soberanía de los dominios de nivel superior de cada país”.

A su vez Natalia Zuazo, autora de los libros Guerras de internet y Los dueños de internet, en relación al tema dijo:

“Cuando se piensa en el efecto de las infraestructuras realmente vitales para una sociedad, justamente se debe pensar en toda la sociedad, en las partes que nos gustan y en las que no nos gustan. Es complicado, pero tomar este tipo de decisiones, deja vulnerables a muchas personas”.

Desde ICANN confirmaron la veracidad de que el pedido fue realizado y expresaron mediante una publicación realizada por el Director Ejecutivo Göran Marby que se mantendrán neutrales en el conflicto y que no avanzarán con la solicitud. Similar postura decidió tomar la Ripe Network Coordination Center (RIPE), el registro regional que nuclea a Europa, Asia Central y Medio Oriente, ya que también rechazó de raíz la posibilidad de concretar el pedido.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Filtros

Telegram Sumate a nuestro canal de Telegram